Enfermedades

¿Qué debo saber sobre la planificación familiar si tengo una enfermedad crónica?

16 enero, 2018
planificación-familiar-enfermedad-crónica

Para las mujeres que tienen una enfermedad crónica, así como es importante tomar medidas para controlarla, también es primordial atender su salud sexual y reproductiva, específicamente en lo que respecta al uso de métodos para la planificación familiar.

Las enfermedades crónicas son condiciones de larga duración y de progresión lenta, que afectan por igual a hombres y mujeres, y su presencia está en aumento en nuestro medio. Debido a la afectación que estas enfermedades traen para tu salud se requieren un tratamiento que permitan mantenerlas controladas, especialmente cuando se trata de dar paso a otras intervenciones médicas tales como escoger y usar un método anticonceptivo.

¿Cuáles son las enfermedades crónicas más frecuentes en mujeres en edad reproductiva?

La diabetes, la hipertensión arterial, las afectaciones tiroideas y las enfermedades cardiovasculares, especialmente las valvulopatías y enfermedades del corazón, son las condiciones crónicas más frecuentes en las mujeres en edad reproductiva, es decir que se encuentran en edades entre los 15 y 49 años.

Si tienes una enfermedad crónica y te encuentras en edad reproductiva con una vida sexualmente activa, necesitas un manejo diferenciado en cuanto a la planificación familiar para equilibrar el tratamiento de tu enfermedad y los riesgos que pueden causarte el uso de métodos anticonceptivos dada tu condición especial. Al igual que la demás población ginecológica, debes tener garantizados tus derechos a una salud sexual y reproductiva plena, mediante el acceso a los métodos, técnicas y servicios que contribuyen a tu bienestar físico, mental y social.

También te puede interesar: ´Qué implicaciones tiene el embarazo sí tengo una enfermedad crónica?´

¿En qué medida un embarazo no planificado se vuelve un riesgo?

Cuando no accedes a los servicios de planificación familiar y no usas protección anticonceptiva con métodos de alta efectividad y continuidad te expones a un embarazo no planificado que puede derivar en complicaciones para tu salud, el tratamiento de la enfermedad y el desarrollo fetal.

En ese sentido, el riesgo que implica un embarazo para tu condición se puede gestionar desde el mismo momento en que has tomado la decisión de quedar en embarazo. Ahí está la importancia de que no dejes de acudir a los servicios de planificación familiar para que tomes una decisión informada sobre tu salud sexual y reproductiva.

Dar paso a un embarazo implica que tu enfermedad esté controlada, tomar decisiones con respecto al tratamiento médico y la medicación que estés recibiendo, así como realizar ajustes que permitan disminuir el riesgo de complicaciones durante la gestación para que se desarrolle en las mejores condiciones para tu salud.

¿Cómo se consigue el balance entre el tratamiento y el método anticonceptivo?

Escoger qué método es más apropiado para tu condición de salud, parte de que estés informada sobre cuáles son los métodos de planificación familiar disponibles, tanto temporales como permanentes para que manifiestes tu interés por uno u otro.

Para definir cuál es más conveniente, debes recibir asesoría médica para hacer un balance entre lo que tú quieres y la valoración de tu estado de salud. De esta forma, se asegura que el método que escojas sea el más idóneo para tu condición, que su efectividad no se vea interrumpida por el desarrollo y tratamiento de tu enfermedad, pero que a la vez este no interfiera con la enfermedad y no implique un riesgo para tu salud en general.

También te puede interesar: ´¿Cuál método anticonceptivo escojo si tengo una enfermedad crónica?´

En general, se trata de conseguir un delicado balance que contribuya a mantener tu enfermedad controlada mientras que disfrutas tus derechos en salud sexual y reproductiva. Así como participas activamente el tratamiento de la enfermedad para que éste afecte lo menos posible tu vida diaria, igualmente es importante que no descuides la planificación familiar, que, aunque parece compleja en tu condición, siempre se te brindará asesoría para que escojas de manera informada: el método anticonceptivo más apropiado para ti.

Medicina prepagada Colsanitas

 

Sin comentarios

Responder

También te puede gustar