Enfermedades

5 recomendaciones con las que podrás mantener tus dientes a salvo de una enfermedad dental

28 septiembre, 2017
5-recomendaciones-mantener-salvo-dientes-enfermedad-dental

Los dientes y la salud oral en general puede ser afectada por diferentes situaciones como el descuido en la higiene dental, una mala alimentación o porque nos enfrentamos a situaciones estresantes además de las enfermedades sistémicas que tenga cada paciente. Sin embargo, se pueden tener en cuenta recomendaciones que ayudan desde la cotidianidad, para que se pueda cuidar y proteger cada estructura oral y evitar acudir a tratamientos dispendiosos, dolorosos y costosos.

Es recomendable solicitar orientación y apoyo de un odontólogo para seleccionar la mejor técnica de higiene oral, la instrucción del correcto uso de los implementos de higiene, recomendaciones de dieta y cuidado personal, para mejorar y/o mantener la salud oral. Puedes seguir las siguientes recomendaciones:

1. El lavado de los dientes

Antes de referirme a una técnica universal para el cepillado, es importante señalar que esta práctica, junto a otras que engloban la higiene oral, debe ser individualizada en función de las necesidades y condiciones de salud de cada persona. Si bien el cepillado es esencial, esto no ocurre de la misma manera para todos.

Existe un cepillo adecuado para cada tipo de persona: el tamaño de su cabeza, el número y tipo de cerdas y la ergonomía del mango. Todos estos aspectos influyen para que el cepillado efectivamente remueva los restos de alimentos después de cada comida. Por ejemplo, existen cepillos con más cantidad de cerdas para remover placa, que resultan más apropiados para personas con riesgo de caries y enfermedad periodontal.

Los adultos mayores, por lo general, tienen muchas pérdidas dentales y usan algunos tipos de prótesis, así hay que enseñarles cómo es el mantenimiento de cada sistema de prótesis y el cepillado de piezas dentales remanentes.

2. Uso de la seda dental y el enjuague

Es necesario elimina los restos de comida en los espacios interdentales; en estos lugares el cepillo dental no puede remover los restos de alimentos. Existe la seda plana, que es apropiada para dentaduras muy apretadas, y está la redonda que la pueden usar quienes tengan más espacio entre sus dientes.

Hay enjuagues con clorhexidina que ayudan a controlar un poco más el crecimiento bacteriano para pacientes que están en riesgo de presentar enfermedad periodontal o ya la presentan, solo deben ser usados estos enjuagues por el tiempo recomendado por el odontólogo tratante.

También te puede interesar: ‘¿Cómo mejorar tu calidad de vida con enfermedades crónicas en etapa avanzada?’

3. Cuidado con los productos para blanqueamiento dental

Esos productos fueron creados para mantenimiento de un proceso de aclaramiento hecho por un profesional en un consultorio odontológico, mas no fueron diseñados para que sean de uso diario y constante.

Sin embargo, estamos exagerando con los productos de blanqueamiento dental. En teoría deberían usarse por máximo 6 semanas, pero están de venta libre, el uso de cremas, enjuagues con etiqueta de aclaradores dentales su uso solo se debería hacer por recomendación por profesional tratante.

Realmente la población joven solo debería cepillarse con productos que sean específicos para su tipo de esmalte, a su microflora oral y factores de riesgo de desarrollar alguna enfermedad bucodental.

Cuando se abusan de los productos de aclaramiento dental se puede generar daños en la estructura dental.

4. Consultar con un odontólogo antes de cualquier tratamiento

No importa si es un tratamiento de ortodoncia o de blanqueamiento dental, siempre necesitas la valoración odontológica para saber en qué condiciones está tu salud bucodental. Por ejemplo, antes de un aclaramiento dental se debe determinar que el paciente no tenga fisuras, fracturas, caries o un factor de riesgo que se pueda manifestar cuando se someta a un tratamiento.

Puede ocurrir que estos pacientes reciban el aclaramiento, pero no todos los productos le sirven; la elección de un producto para realizar un tratamiento de aclaramiento dental depende del análisis individual de las condiciones de salud general y oral del paciente, el tipo de encía y esmalte. Incluso, ante la sensibilidad se pueden emplear otros productos y por lo tanto el mantenimiento es diferente.

5. Cuidado con el bruxismo

Apretar y rechinar los dientes es un acto que realizamos sin darnos cuenta, pero es un signo de que el estrés está fuera de control y nuestros dientes sufrirán por esto. El bruxismo causa daños severos a la dentadura y por lo tanto debes prestar atención a la situación.

Es importante que identifiques qué causa ese estrés crónico y que se practique actividades que te ayuden a controlarlo, pues seguramente también está causando daños en otras partes de nuestro organismo.

banner-dental

Sin comentarios

Responder

También te puede gustar